Qué es un OCM

Tu ayuntamiento y el dinero que gestiona son de todos los vecinos y vecinas del municipio, pero ¿sabrías decir cuánto presupuesto maneja? ¿Y en qué invierte cada partida presupuestaria? ¿Conoces los contratos que firma y sus cuantías? Si la respuesta es no, ¿crees que te sería fácil acceder a esta información?

Las administraciones públicas son opacas y suelen caracterizarse por dificultar el acceso a la información e impedir la participación real de la ciudadanía en las decisiones consistoriales. Su opacidad se debe a la extrema burocratización y a una voluntad muy a menudo deliberada de mantener al margen de la gestión municipal a la ciudadanía.

 

Los Observatorios Ciudadanos Municipales son grupos de personas de un mismo municipio que se han organizado para detener esta situación y construir con la práctica una nueva cultura de la transparencia y de la participación a través de los organismos públicos más próximos: los ayuntamientos. Son, pues, asociaciones abiertas y autogestionadas que realizan auditorías ciudadanas municipales para potenciar el control desde la base de los temas presupuestarios y de todo aquello que afecta a la deuda pública.

 

Principios básicos: transparencia y participación

 
Una ciudadanía informada es una ciudadanía activa. La desinformación, la complejidad y la opacidad de los datos, por un lado, y la corrupción y la irresponsabilidad, por otro, han llevado a la desafección política de la ciudadanía. A través de la liberación de datos, de la divulgación y de la formación, los OCM pretenden romper las barreras de la desinformación para recuperar a la gente en el debate político. Los OCM buscan, pues, construir una nueva cultura de la transparencia.
 
La ciudadanía tiene derecho a gestionar y controlar directamente y de manera autónoma lo que es de interés general. Los OCM son comunidades que promueven la cultura de la participación, donde la ciudadanía supera el binomio público – privado y se convierte en agente directo de la política. Son laboratorios para experimentar estructuras realmente independientes que asuman el control de las administraciones públicas desde la base, evitando figuras como las del Defensor del Pueblo, las Sindicaturas de Cuentas o el Tribunal de Cuentas, cuya independencia ha sido nula en reconocidos casos.
 

¿Pero qué hace exactamente un OCM?

 
Son muchos los mecanismos por donde mejorar en transparencia y participación a nivel municipal, pero los OCM se centran en dos de los fundamentos de la gestión municipal: los presupuestos y la atención a la ciudadanía.
 
Así, en primer lugar, un OCM ofrece de forma abierta los presupuestos aprobados por el ayuntamiento así como las modificaciones y las ejecuciones, explica de forma fácil y sencilla qué funciones tienen, cómo se está gestionando nuestro dinero y cuáles son los derechos que como ciudadanos podemos exigir.
 
Y, en segundo lugar, un OCM facilita y optimiza la realización de consultas públicas al ayuntamiento de manera que la gestión colectiva y organizada de las consultas evite el enfrentamiento a la burocracia de manera individual, optimice el esfuerzo gestionando diversas consultas a la vez, aumente la posibilidad de obtener respuesta gracias a la presión popular y a la difusión, y contribuya a una construcción cooperativa y autogestionada de la información.
 
Es decir, el equipo que gestione un OCM en su municipio tendrá como funciones básicas el encargarse del buen funcionamiento de la web (plataforma de publicación de presupuestos), hacerse cargo de los trámites de las consultas al ayuntamiento, al Síndic de Greuges o a la Sindicatura de cuentas y, por último, establecer los mecanismos y herramientas que considere necesarias para aumentar la participación ciudadana en la vida municipal.
 

¿Y con qué recursos cuenta para hacerlo?

   
 

  • Los ciudadanos y ciudadanas que, como tú, creéis en la transparencia y la participación y decidís formar un grupo de auditoría ciudadana en vuestro municipio.
  • Una plataforma informática online que acerca los presupuestos municipales a la ciudadanía y facilita la gestión y la divulgación de los trámites. El proyecto de los OCM ha sido desarrollado en código abierto porque creemos en la cultura de la transparencia y en compartir la información, además de luchar por conseguirla en las administraciones. Tanto la programación como el diseño están disponibles para ser replicados y mejorados colectivamente.
  • Una red de Observatorios Ciudadanos Municipales independientes, autogestionados y asamblearios que trabajan en red, ponen a disposición de la ciudadanía los presupuestos municipales, agilizan la participación a través de las consultas apoyadas por el resto de usuarios y, en definitiva, extienden los nodos desde donde estamos creando una nueva cultura de la transparencia y la participación.
  •  


    FAQs

    POR QUÉ

     

    ¿Para qué sirve un OCM si en la web de nuestro ayuntamiento ya están los presupuestos colgados?

    Cada municipio es un mundo y tiene su grado de transparencia, nosotros consideramos que en transparencia y participación todo es mejorable. Desde los OCM ofrecemos los presupuestos a través de una herramienta que facilita su comprensión y la realización de preguntas abiertas y directas a la administración sobre cualquier partida presupuestaria.

     

    ¿Qué ganamos publicando la información que en teoría ya tiene que ser pública o que está publicada en varias fuentes?

    Ganamos mucho! Centralizamos la información que está dispersa en diferentes webs que dependen de ayuntamientos, organismos autónomos, sindicaturas de cuentas, etc. La transformamos, la uniformizamos y la hacemos asequible y comprensible a la ciudadanía. Presionamos a la administración local para que mejore la información pública que ofrece a través de sus medios (boletines, gacetas, webs). Publicamos la información que decide la ciudadanía y no aquella que unilateralmente decide publicar el ayuntamiento. Nos reapropiamos de lo que es nuestro!

     

    ¿Por qué empezar por el ayuntamiento y no por una administración más grande?

    No descartamos la posibilidad de que alguien utilice este mismo software para hacer observatorios de consejos comarcales, diputaciones o administraciones autonómicas, pero entendemos que la ciudadanía, antes de intentar controlar la gestión de estas instituciones, tendría que conseguir controlar sus municipios. ¿Cómo queremos participar de las políticas de organismos autonómicos si aún no somos capaces de incidir en las políticas de nuestro municipio?

     

    ¿Por qué es útil si ya estoy trabajando en mi municipio en colectivos en lucha, asociaciones, entidades…?

    Los OCM nos empoderan a todos. Todas las consultas y quejas que ya realizamos en los ayuntamientos se quedan habitualmente a un cajón o un buzón de correo. Con el OCM interactuamos con el Ayuntamiento pero lo hacemos de manera pública directa y así es fácil compartirlo en las redes.

     

    QUIÉN

     

    ¿Esto depende del Ayuntamiento?

    No, es independiente. Es un espacio gestionado por la ciudadanía para la ciudadanía. Creemos que es necesario crear entidades que controlen las administraciones públicas desde fuera. La realidad actual nos muestra que las entidades encargadas de controlar la gestión de las administraciones públicas no son independientes, y queriendo o sin querer se acaban viciando del sistema.

     

    ¿Se puede usar desde los colectivos que ya existen al municipio?

    Claro que sí, nada mejor que la utilicen colectivos que ya están trabajando en un municipio: asumiendo la creación inicial de un OCM; o realizando consultas y quejas a la administración a través de la web puesto que les garantiza que su instancia ya sea pública y más fácil de difundir.

     

    CÓMO

     

    ¿Es muy complicado hacer un OCM propio?

    No, desde la PACD haremos el acompañamiento, de momento os ofrecemos una web, manuales, material pedagógico… Uno de los objetivos de la PACD es la creación de herramientas de participación ciudadana empoderadoras, es parte de nuestra razón de ser.

     

    ¿Lo puedo hacer solo?

    Poder puedes, pero es un mal comienzo. Una sola persona puede preparar la web, gestionar las consultas y mover el proyecto por internet, pero en la mayoría de casos no habrá suficiente. Y lo más importante: no sería un proyecto ciudadano si la hace una sola persona. Haz equipo.

     

    ¿Cuánta gente hace falta para montar un OCM?

    Depende de las dimensiones del municipio y del tiempo que le podáis dedicar. Hace falta más gente para dar a conocer la web a los vecinos del municipio que para gestionarla.

     

    ¿Creamos una asociación? ¿Qué implica?

    Si optáis por crear una asociación para poder gestionar vuestro observatorio (recordad que la primera necesidad que tendréis será la de tener una firma para tramitar las consultas), cuantos más miembros del municipio sean socios, más legitimidad tendrán las consultas ciudadanas, puesto que detrás de cada instancia que se presente en el ayuntamiento en nombre del OCM habrá muchas más firmas.

     

    ¿Supone un coste económico?

    Varias personas han dedicado ya muchas horas con vocación de compartir. Ha habido gastos diversos que hemos ido asumiendo entre todos. Pero vosotros sólo tenéis que asumir, como mínimo, los gastos del dominio y hosting de vuestra web. Si lo necesitáis os facilitaremos contactos para hacerlo.
    Estamos abiertos a aportaciones para asumir colectivamente los costes que irán saliendo: desplazamiento por formaciones o presentaciones en todo el estado, retribuir personal técnico por mejoras puntuales de la web de observatorios o por la creación de materiales de difusión…

     

    ¿Lo sabré hacer? ¿En qué puedo colaborar?

    Hay muchas formas de participar del proyecto. La primera y más importante es la de utilizar la herramienta ciudadana en tu municipio y entender la importancia de la transparencia en la gestión de los recursos públicos. A partir de aquí las opciones son diversas.

     

    LA WEB

     

    ¿Un OCM es una web?

    Un OCM no sólo es una web. Un OCM es la suma de un grupo de personas que gestiona las consultas; una aplicación informática que facilita los trámites y acerca el presupuesto municipal a la ciudadanía; y una red municipal que facilita procesos de auditoría colectiva. Y la web del OCM es más que una web. Es una herramienta de carga de presupuestos con fines analíticos y divulgativos.

     

    ¿Quién hace funcionar la web?

    Son los propios miembros del equipo de cada municipio quienes tienen que gestionar la web, no os preocupéis, no es complicado y no requiere mucho tiempo. Nosotros te facilitaremos la web, manuales y formación en línea con posibilidad de formación presencial.

     

    ¿Qué quiere decir que la herramienta web que facilitamos está en código libre?

    Quiere decir que cualquier persona con conocimientos de programación puede ver cómo está hecha, copiarla, compartirla y mejorarla. Hemos patentado la herramienta bajo la licencia AGPLv3, esto implica que cualquier modificación/evolución de la herramienta deberá realizarse siempre de manera abierta, ofreciendo el código fuente al resto de usuarios. En resumen, hemos creado una herramienta para la ciudadanía y nos queremos asegurar que siempre sea de la ciudadanía.

     

    LA GESTIÓN DE LAS CONSULTAS

     

    ¿Puedo consultar a través de la web de forma anónima?

    Sí, puedes hacer una consulta a través de la web de forma anónima como ciudadano/ana, o puedes introducir en la consulta tus datos personales para identificarte. Nosotros te animamos a que no tengas miedo a poner tu nombre real. Tenemos que estar orgullosos de presentar instancias en el Ayuntamiento y compartirlas.

     

    ¿Cómo puede presentarse la instancia de otra persona como OCM?

    Cualquier solicitud que se presenta a una administración tiene que estar firmada como mínimo por una persona, ya sea física o jurídica. Cada observatorio que se cree puede escoger como resolver esta cuestión. Tenemos dos opciones: que la firme una persona del municipio que se ofrezca o que la firme una entidad existente. Desde Barcelona, nuestro municipio, hemos optado por crear una asociación nueva.

     

    ¿Qué se hace si el ayuntamiento no responde o la respuesta no es satisfactoria?

    Aquí es donde entran las ganas de ir más allá, de organizarse para luchar por el derecho a la información. La web está pensada para que todos los procesos administrativos posteriores (queja a los Defensores del Pueblo, queja a la Sindicatura de Cuentas o contencioso administrativo con el Ayuntamiento) se vean reflejados en la propia consulta.